30 octubre 2020 | Noticias, Vectalia

LA PLAYA INTELIGENTE SE LLAMA POSTIGUET

Vectalia y el Ayuntamiento de Alicante instalan Navilens convirtiendo la playa alicantina en la primera de España accesible digitalmente a través de una aplicación gratuita de móvil.

La playa del Postiguet será la primera de España en integrar la tecnología Navilens que permitirá obtener información (escrita o locutada) en el móvil de los usuarios en 33 idiomas. El Ayuntamiento de Alicante, en colaboración con el grupo Vectalia, instalará en los 13 accesos de la playa del Postiguet de Alicante las etiquetas de Navilens. Una aplicación para smartphone de descarga gratuita, que permitirá a los usuarios de playa disponer en tiempo de real de toda la información referente a los servicios disponibles de la playa.

Desde el año pasado Alicante forma parte de la red de Destinos Turísticos Inteligentes de la Comunidad Valenciana. Este nuevo concepto de destino “inteligente” engloba varios ejes en los que debe vertebrarse un destino de esta tipología. Una de estas patas, o ejes, es la accesibilidad y la inclusión social.

El turismo y el ocio son elementos básicos de la vida cotidiana, constituyen un derecho al que sin embargo muchas personas, por motivos de diversidad funcional, no pueden acceder debido a que las infraestructuras, los equipamientos o la disponibilidad de información no presentan las condiciones adecuadas de accesibilidad.

La tecnología Navilens, que ya se implementó en la flota de los autobuses urbanos de Alicante, permitirá ahora a los visitantes de la playa tener en su teléfono información en tiempo real calidad del agua, calidad del baño (bandera verde, …), temperatura del agua, temperatura ambiente, indice UV, viento y ocupación de la playa.

Los códigos Navilens, característicos por sus colores llamativos, eliminan también las barreras idiomáticas, puesto que toda esta información se ofrece en uno de los 33 idiomas habilitados en la aplicación en función de la configuración del teléfono móvil del usuario.

El modo de empleo es muy sencillo y ya se ha puesto a prueba en Barcelona y Murcia, ciudad donde la empresa desarrolladora, Neosistec, junto a la Universidad de Alicante, tiene la sede. Basta con tener instalada una de las dos aplicaciones gratuitas que habilitan la lectura de los códigos (NaviLens y NaviLens GO) y enfocar con el móvil que puede detectar el código hasta a 15 metros de distancia y con un ángulo de lectura de 160º. En ese momento, la aplicación emite un sonido que avisa al usuario de que se ha encontrado un código, basta con agitar el móvil ligeramente -un shake- para que la locución con la información se reproduzca.

Se trata de una tecnología disruptiva basada en complejos algoritmos de visión por computador que conjugan con un sistema integral de marcadores artificiales basados en la visión artificial que permiten hacer accesible cualquier espacio para personas con discapacidad visual, así como un guiado visual a personas que pueden ver, además de eliminar las barreras lingüísticas para todos los usuarios al ser mostrada la información de la señalética en el idioma del dispositivo móvil de usuario.